Los nuevos gastos deducibles de los autónomos en 2018

Comparte la noticia:

Desde el pasado día 1 de enero, ha entrado en vigor la nueva ley de autónomos. La ley se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el 25 de octubre de 2017 con el nombre de Ley 6/2017, de Reformas Urgentes del Trabajo Autónomo. Si estás dentro de este colectivo de trabajadores, te interesa estar informado de cuáles son las novedades que aporta la nueva normativa. Lo más significativo es que afecta a los gastos deducibles para los autónomos, a tus cotizaciones y a las bonificaciones.

¿Cuáles son los nuevos gastos deducibles para los autónomos?

A partir de este año, habrá más gastos deducibles para los autónomos. Se incorporan nuevas deducciones sobre los rendimientos netos resultantes de aquellas actividades económicas de estimación directa. A continuación, te mostramos cuáles son los gastos que podrás deducirte como profesional autónomo.

Los gastos de manutención

Si, por la actividad económica que desempeñas, te ves obligado a realizar gastos en establecimientos de hostelería o restauración, podrás deducir hasta 26,67 € al día en territorio nacional y hasta 48,08 € diarios, si te encuentras en el extranjero.

Además, si pernoctas, podrás multiplicar estas cantidades por dos. El gasto podrá efectuarse en la misma localidad donde se encuentre ubicado tu domicilio o centro de trabajo.

Ten en cuenta que estos gastos deberán ser efectuados en días laborables y que su abono requiere el uso de medios electrónicos de pago. Tampoco podrán superar ciertos límites, que se corresponden con los establecidos para asignaciones y dietas de trabajadores por cuenta ajena.

Los gastos de suministro de la vivienda

Si eres un profesional autónomo que trabajas en tu propio domicilio, podrás deducirte una parte del importe de las facturas de electricidad, gas, agua, Internet y telefonía. El porcentaje aplicable es, según dice la nueva ley de autónomos, el porcentaje que resulte de aplicar el 30 % a la proporción existente entre la superficie total de la vivienda y la superficie destinada específicamente a la actividad económica.

Parece bastante confuso, pero seguro que lo entiendes con un ejemplo práctico. Si vives en una casa de 100 m² y utilizas para trabajar 20 m², el porcentaje de vivienda utilizada es del 20 % (20 m²/ 100 m² =20 %). El porcentaje de deducción aplicable a los recibos de los suministros sería el siguiente: 30 % * 20 % = 6 %.

La prima de los seguros por enfermedad

Esta novedad te permitirá la deducción, no solo de los gastos por tu seguro de enfermedad en el IRPF, sino también los de tus familiares (hijos menores de 25 años y cónyuge). El importe deducible es de 500 € por cada miembro de la familia que ascienden a 1500 € en caso de discapacidad.

Todas estas medidas han sido muy bien acogidas por diferentes asociaciones de trabajadores autónomos, aunque también han recibido críticas de otros sectores, que no la consideran suficiente, por no haber tenido en consideración el paro de los trabajadores autónomos.

En cualquier caso, es un comienzo para mejorar e intentar hacer más fácil el gran esfuerzo que llevan a cabo los emprendedores.

The following two tabs change content below.

Rober

Blog informativo sobre el turismo y los viajes más esperados en Asturias, concretamente en Cabuerniga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *